Bitácora Auditum (II): Intro-spección Medellín

Masterclass : Instro-Spección Medellín, un Taller de Arte Sonoro.
Por France Jobin

Explorar las posibilidades arquitectónicas de nuestros oídos mediante la convergencia misteriosa, sinuosa, de los sonidos. Generar intersticios en donde el silencio se confunde con el ruido. Dilatar la materia que separa a los espacios de los sonidos. Emprender un camino que descubre un vasto universo apenas explorado, que prescinde de visiones y de luz, pero que requiere una tremenda vocación de incertidumbre para aprender a escuchar a oscuras. Descubrir que la experiencia, que luego deviene en identidad, puede expandirse en la medida en que nuestra percepción  de la realidad evoluciona. Imaginar lo imperceptible, luego, escucharlo merodear a nuestro alrededor, como si desde un principio hubiese estado allí, esperándonos, acechando.

Esa es la principal invitación realizada por France Jobin durante su masterclass, en el marco de la celebración del Festival Auditum, en la Semana de la Escucha, versión 2018.  Un espacio destinado para oyentes inquietos, en busca de nuevos horizontes sonoros que ensanchen nuestro espectro de comprensión acusmática. En definitiva, un espacio estimulante para emprender los retos que implica aprender a pensar con nuestros oídos, y desde allí,  construir las representaciones que tenemos de nuestro mundo. France, artista y compositora sonora canadiense, reconocida  por sus trabajos de «esculturas sonoras» , ofreció un generoso recorrido sobre su experiencia en los procesos de creación sonora; habló de las particularidades que implica atreverse a experimentar con el arte, y sobre todo, el vínculo humano existente entre la imaginación creativa y la capacidad interactiva que tenemos con el medio que nos rodea.

Fotografías por Yohan López

Gran parte de su reflexión nos dispuso para repensarnos la configuración social de nuestra ciudad desde el sonido.  «Descubrir una ciudad comienza por sus sonidos, los sonidos de su organismo… ¡el sonido de vuestros pájaros es fascinante!» Al disolver los cánones con que medimos el impacto que el sonido tiene en nuestra sociedad,  que ha sido distinguido bruscamente entre lo que es sólo ruido y lo que es sólo música, nos recuerda:

«Como humanos, somos bendecidos con diferentes sonidos en cualquier lugar, a los cuales nadie presta atención.. una increíble variedad de sonidos nunca pueden ser excluyentes unos de otros. Son composiciones permanentes las que aparecen siempre en nuestro entorno. Considero  que nuestras sociedades son bastante insensibles ante los sonidos.  Vivimos en un mundo social de hits instantáneos. Desde esa perspectiva, si tienes un dolor de cabeza, de inmediato tomas algún medicamento antes de descifrar por qué es que te ocurre. Así mismo, cuando deseas poder escuchar música, enciendes tu radio para atiborrar tu espacio sonoro con una canción de 4 o 5 minutos. Sin embargo, escuchar, escuchar tu ambiente, es algo diferente, implica detenerse lentamente y prestar atención. Por supuesto, ¡es mucho más difícil lograrlo en cuestión de instantes! La creatividad es una disciplina de todos los días… no tengas miedo, no desistas. Debes aprender a incorporar en tu vida diaria espacios para crear.»

A propósito de explorar sonidos que estimulen nuestra capacidad auditiva,  France nos recomienda algunos artistas que nos acompañaron en la periferia de su reflexión, y que sin duda han sido pioneros y pilares fundamentales para adentrarse en la expansión comprensiva de nuestros oídos, y que nos estimulan hacia una revolución sónica de nuestras acciones creativas. William Basinski, Evala, Jhon Duncan, Pixel, Mika Vainio, Richard Chartier, Stephan Mathieu y Tim Hecker hacen parte de su lista de artistas favoritos. «Encuentra las herramientas con las que más puedas explorar y desarrollar  tu capacidad para comunicarte y expresarte.»


Notes for listening

«Silence and Noise needs each other.» Volúmenes, frecuencias, transiciones, ritmos.  Nuestra capacidad auditiva se somete a un vasto océano de información. La posibilidad de expresión sonora resulta la base mínima de lenguajes vivos. Todo depende de nuestra capacidad de escucha y de creatividad.

«Lo que yo compongo es algo parecido a un estado mental el cual quisiera alcanzar… la batalla del artistas es la pugna por la superación de la resistencia.»

Notas para escuchar, por France Jobin:

  • Detente y escucha, es simple. Sólo tienes que ser tú y tu presente.
  • Abre tu percepción y disponte a navegar el paisaje entero que tienes por delante.
  • Los sonidos que están contenidos en las grabaciones hacen parte de tu identidad, así que explora y guarda los sonidos con los que más te sientas identificado.
  • Tienes que aprender a romper las reglas, una vez  hayas entendido hasta dónde funcionan: busca, investiga y diseña por tu propia cuenta, atrévete a soñar con músicas que sólo tú puedes crear.
  • Crea un banco de sonidos para luego re-editarlos y emprender el sendero incierto de las composiciones.
  • De nuevo, siempre aprende a detenerte y escuchar.

 

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *